Biblia online - Nueva Versión Internacional

Salmos 37

El camino de los malos

1Álef - No te irrites a causa de los impíospni envidies a los que cometen injusticias;
2porque pronto se marchitan, como la hierba; pronto se secan, como el verdor del pasto.
3Bet - Confía en el Señor y haz el bien; establécete en la tierra y manténte fiel.
4Deléitate en el Señor, y él te concederá los deseos de tu corazón.
5Guímel - Encomienda al Señor tu camino; confía en él, y él actuará.
6Hará que tu justicia resplandezca como el alba; tu justa causa, como el sol de mediodía.
7Dálet - Guarda silencio ante el Señor, y espera en él con paciencia; no te irrites ante el éxito de otros, de los que maquinan planes malvados.
8He - Refrena tu enojo, abandona la ira; no te irrites, pues esto conduce al mal.
9Porque los impíos serán exterminados, pero los que esperan en el Señor heredarán la tierra.
10Vav - Dentro de poco los malvados dejarán de existir; por más que los busques, no los encontrarás.
11Pero los desposeídos heredarán la tierra y disfrutarán de gran bienestar.
12Zayin - Los malvados conspiran contra los justos y crujen los dientes contra ellos;
13pero el Señor se ríe de los malvados, pues sabe que les llegará su hora.
14Jet - Los malvados sacan la espada y tensan el arco para abatir al pobre y al necesitado, para matar a los que viven con rectitud.
15Pero su propia espada les atravesará el corazón, y su arco quedará hecho pedazos.
16Tet - Más vale lo poco de un justo que lo mucho de innumerables malvados;
17porque el brazo de los impíos será quebrado, pero el Señor sostendrá a los justos.
18Yod - El Señor protege la vida de los íntegros, y su herencia perdura por siempre.
19En tiempos difíciles serán prosperados; en épocas de hambre tendrán abundancia.
20Caf - Los malvados, los enemigos del Señor, acabarán por ser destruidos; desaparecerán como las flores silvestres, se desvanecerán como el humo.
21Lámed - Los malvados piden prestado y no pagan, pero los justos dan con generosidad.
22Los benditos del Señor heredarán la tierra, pero los que él maldice serán destruidos.
23Mem - El Señor afirma los pasos del hombre cuando le agrada su modo de vivir;
24podrá tropezar, pero no caerá, porque el Señor lo sostiene de la mano.
25Nun - He sido joven y ahora soy viejo, pero nunca he visto justos en la miseria, ni que sus hijos mendiguen pan.
26Prestan siempre con generosidad; sus hijos son una bendición.
27Sámej - Apártate del mal y haz el bien, y siempre tendrás dónde vivir.
28Porque el Señor ama la justicia y no abandona a quienes le son fieles. El Señor los protegerá para siempre, pero acabará con la descendencia de los malvados.
29Ayin - Los justos heredarán la tierra, y por siempre vivirán en ella.
30Pe - La boca del justo imparte sabiduría, y su lengua emite justicia.
31La ley de Dios está en su corazón, y sus pies jamás resbalan.
32Tsade - Los malvados acechan a los justos con la intención de matarlos,
33pero el Señor no los dejará caer en sus manos ni permitirá que los condenen en el juicio.
34Qof - Pero tú, espera en el Señor, y vive según su voluntad, que él te exaltará para que heredes la tierra. Cuando los malvados sean destruidos, tú lo verás con tus propios ojos.
35Resh - He visto al déspota y malvado extenderse como cedro frondoso.
36Pero pasó al olvido y dejó de existir; lo busqué, y ya no pude encontrarlo.
37Shin - Observa a los que son íntegros y rectos: hay porvenir para quien busca la paz.
38Pero todos los pecadores serán destruidos; el porvenir de los malvados será el exterminio.
39Tav - La salvación de los justos viene del Señor; él es su fortaleza en tiempos de angustia.
40El Señor los ayuda y los libra; los libra de los malvados y los salva, porque en él ponen su confianza.

La Santa Biblia, Nueva Versión Internacional® NVI® Copyright © 1999 by www.biblica.com, Inc.®. All rights reserved worldwide.

Ver en otras versiones:


N V IRV 1909RV 1960RV 1995B L AD H H
Biblia online
"Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia" (2 Ti 3:16)

Compartir

Estudios en video

Prédica: Juan el Bautista, un hombre de Dios (Marcos 1:4-6)
Prédica: Juan el Bautista, un hombre de Dios (Marcos 1:4-6)

Libros electrónicos

Comentario bíblico de 2 Timoteo
Comentario bíblico de 2 Timoteo
Descarga gratuita